Muestra

15 voces conversan sobre el legado de la Muestra

Itziar Pasqual

Por el Paseo de la Explanada

La memoria se construye de pequeñas teselas que van haciendo un mosaico de instantes, aromas, recuerdos, palabras y ecos. Cuando pienso en la Muestra de Teatro Español de Autores Contemporáneos de Alicante, la memoria se encuentra en el transitar por el Paseo de la Explanada, caminando hacia los teatros, regresando hacia el Hotel, conversando, siempre con el equipo de la Muestra, encontrándonos en ese camino autoras y autores de distinta generación, procedencia geográfica, experiencia y visión estética.

En ese paseo donde el suelo muestra dibujos ondulados de colores, acariciado por la brisa del mar y la cercanía de la playa del Postiguet, me vienen al recuerdo personas que ya no están, y que dejaron huella. Hay noviembres que llegaron fríos y otros más serenos. El arte efímero que es el teatro aspira a no borrarse en el olvido. Por eso la memoria va y viene, como las olas del Postiguet, y trae talleres de dramaturgia, presentación de publicaciones, espectáculos de teatro de calle, de teatro para la infancia y la juventud, creación de cabaret, homenajes a autores, ediciones, ruedas de prensa, encuentros con traductores, charlas, premios, espectáculos prodigiosos… Conozco Alicante por los recorridos a sus teatros y a los espacios de la Muestra, por ese devenir recorriendo la ciudad.

Guillermo Heras, como director de la Muestra de Teatro Español de Autores Contemporáneos de Alicante, sabe lo difícil que es sostener un proyecto en el tiempo, lejos de las modas y sus banalidades. Él es una persona de convicciones: cree en el teatro como bien cívico, como esa fuerza que perdura y que nos convoca. Él ha creído en la voz de la dramaturgia española cuando no era fácil impulsar un proyecto como éste y lo ha hecho con pasión y compromiso. 

Me alegra saber que ese Paseo de la Explanada va a seguir siendo lugar de tránsito de autoras y autores que, tal vez, en esos instantes, imaginen nuevas obras para el teatro español. Y me alegra tener la oportunidad de agradecer a la Muestra y a Guillermo Heras todo lo que ha hecho por la puesta en valor de la autoría dramática contemporánea.